No (nadie) quiere ser caduco

25 febrero 2013 § Deja un comentario

Hay algo de patológico en este color que se muere.

y me dijiste si te pintaba los labiosHay algo, en este dolor -en este color-, que tiene pretensiones de árbol perenne aunque un marrón oscuro se lo esté comiendo desde dentro. Intento decirle que no, que se deje morir, que vamos a preferir las mantas y las ausencias largas durante un tiempo incalculable, sí, pero que debe dejarse porque si no ese nuevo color invasor que es una plaga lo va a pudrir todo. Intento decirle que no, que se muera, que me abandone, que me mate y que me entierre, que tiene que hacerlo porque todas las canciones recopiladas por Sr. Pollo me hacen llorar; que tiene que hacerlo porque no puedo leer ninguna historia de amor anónima sin acabar enterrando la cabeza en la taza del váter de puro echar de menos.

No se deja, este color. No se muere. Agoniza calladito y sólo grita a veces, me grita a los ojos rojos sin llegar a articular ninguna palabra. Niega. Que no y que no. Que no se muere. Luego se cansa -tarda muy poco- y vuelve a callarse, a gemir de dolor -de color- en voz baja. No quiere ser caduco. No quiere ver que se muere.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo No (nadie) quiere ser caduco en sur la corde raide.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: